Viajes

La depresión tras las vacaciones de verano

4 agosto, 2015
La depresión tras las vacaciones de verano

Es muy normal que durante las vacaciones de verano disfrutemos al máximo, nos relajemos, cambiemos nuestra rutina y nos liberemos del estrés. Estos cambios los percibimos como muy positivos, lo que provoca un sentimiento de desdicha y desánimo cuando volvemos se terminan. Es lo que se conoce como síndrome de la depresión postvacacional.

Lo primero que tienes que saber es que es muy normal padecerlo (siempre hasta cierto punto). Por eso, deberemos tratar de afrontar la vuelta con optimismo, de manera que la desazón nos afecte lo menos posible.

La depresión postvacacional es un síndrome que se sufre tras finalizar las vacaciones y reincorporarse a los puestos de trabajo. Aunque no hay una gran unanimidad entre los psicólogos o psiquiatras, lo cierto es que nada hace indicar que no vaya a afectar a muchísimas personas en este verano 2015. Entre sus características principales destaca una alta sensación de apatía y desánimo, así como irritabilidad o insomnio. En los casos más graves pueden aparecer ansiedad o taquicardias.

La depresión tras las vacaciones de veranoEl motivo que desencadena su presencia no es otro que la vuelta al trabajo tras un periodo de vacaciones prolongado. Otros factores que pueden influir en su aparición son los cambios de sueño o de horarios. Hemos de ser conscientes que no es malo, de hecho es normal, sentir desánimo tras pasar de un periodo de ocio a otro de responsabilidad. El problema aparece cuando esa sensación se prolonga en el tiempo, superando con amplitud las dos semanas.

Para poder volver de nuestras vacaciones de verano de una forma saludable sin que este síndrome nos afecte demasiado, sería conveniente tomarnos el primer día de trabajo con filosofía. ¿De qué puede ayudarnos los lamentos o la amargura? Quizá te ayude pensar que en vez de vuelta al trabajo es un reencuentro con compañeros y amigos.

Además, no trates de terminar tus vacaciones de verano y comenzar a trabajar a destajo desde el primer minuto. Tómate tu tiempo para ponerte al día, pregunta lo que ha ocurrido en tu ausencia, comprueba el correo electrónico o las tareas que requieren más atención el primer día. Trata de coger ritmo poco a poco y no desde el momento que te sientes en la silla.

La depresión tras las vacaciones de veranoUna forma de atenuar notablemente el síndrome de depresión postvacacional es tratar de marcarte nuevos objetivos en el plano laboral. Evita pensar que te queda todo un año hasta tus próximas vacaciones, esto sólo empeorará tu desazón.

También te ayudará pensar que el día es muy largo y que el trabajo ocupa solamente un tercio de la jornada. Trata de hacer algo cuando hayas terminado, como quedar con tus amigos, deportes al aire libre o con tu familia.

En último lugar, cuando el verano de 2015 vaya llegando a su fin, trata de no caer en una mentalidad negativa, sino que simplemente tendremos que aceptar que es momento de trabajar y que no todo el mundo tiene la suerte de contar con una ocupación. Afronta tus responsabilidades y trata de ser feliz.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR